martes, 2 de diciembre de 2008

Día 2: La Cena de empresa y las inyecciones

Hace un par de años escribí un post en el que contaba lo difícil que era para los autónomos montar la cena de empresa. Comentaba entonces lo triste que era hacer una cena de empresa en solitario, sin poder sacar a bailar a la secretaria, ni abrazar borracho al director financiero. Pues bien, este año he de deciros, con orgullo, que, gracias a la difícil situación económica que atravesamos, he logrado solventar el problema: sí, he decidido suspender la cena de empresa por la crisis.

Espero que esta medida, que están adoptando muchas empresas, (más por motivos de imagen que por motivos económicos), me ayude a enfrentarme a los tiempos que vienen, que serán duros, sin duda alguna.

Y es que, por más que espero, no he recibido ninguna inyección, sé que se la han puesto a los bancos, para que puedan seguir jugando con mi dinero, pero a mi no me ha tocado nada; sé que se la van a dar a los fabricantes de coches, pero no es mi sector y yo ya he mandado a mi amigo el heredero a que se compre un coche en estos momentos tan difíciles para colaborar con la causa; Así que aunque a mi no me han puesto aún la inyección confío ciegamente en que dentro de poco nos "salvaran" a los autónomos, porque, digo yo, que este gobierno es consciente de la importancia que los autónomos tenemos para la economía de este país, y si han salvado a la banca no nos van a dejar tirados a nosotros....

Mientras espero paciente que me llamen para ponerme mi inyección he decidido ahorrar en gastos surperfluos, y este año no hay cena. Estoy convencido que con lo que me ahorre en la cena de empresa podré pagar la subida de la luz del año 2009. (O no)

5 comentarios:

la elfa dijo...

Que guay! me encanta la idea, y pensar que tendremos tu humor 24 dias seguidos, ole!
Tus post sobre la cena de Navidad, el de ahora y el del entonces, me parecen geniales.
Un besazo, nos vemos pronto =)

Anónimo dijo...

Que no sea por la cena, yo te invito a la de mi empresa así ya seremos dos, no se diga que los autonomos somos una especie en extinción, juntos venceremos.
Ya sabes que de momento ya tienes una invitación para cenar en valladolid, eso si de cesta nada de nada que tampoco ando sobrado.
Un abrazo.

Una Catalana dijo...

Es genial este regalo que nos has hecho, un calendario de adviento que no tenía desde hace muuuchos años. Parezco mi niña que se levanta todos los días corriendo para ver que asomará por la nueva ventanita. Pues yo voy también corriendo a ver que nos has dejado en esta ventana. Gracias, espero cumplas todos los días.
Respecto a la cena de Navidad, yo te invito a la nuestra, eso sí, tendrás que sacar a bailar a la secretaria.

Anónimo dijo...

Muy buena iniciativa la de escribir post en cada uno de los días del calendario de adviento, enhorabuena............si no fallas ningún día me comprometo a invitarte a unas cañas.

El tema de la cena de empresa resulta paradójico, me explico. En mi empresa si que se celebra y este año de mantiene, pero no quiere asistir nadie, estoy seguro de que si la suspenden la gente se quejaría.

Aun así las empresas tienen otras partidas de dinero destinadas a asuntos mas superfluos y mas costosos que la cena de navidad, como dice un amigo “se miran los duros y no las pesetas”. Como casi todo en la vida es una cuestión de imagen.

Sancho

Anónimo dijo...

Si no has tenido comida de empresa es porque no has querido, ya que tú, como jefe, nos podías haber invitado a los colaboradores, rata.

Melchor.